La suspensión bondage

Sexhop Online

Atados y colgados

La suspensión bondage es una de las prácticas estrella del bondage y del BDSM. La suspensión bondage implica el hecho de que se ate a una persona y, bien sea mediante cuerdas, bien mediante cadenas, bien mediante algún aparato especialmente destinado a ello, elevarla del suelo. Los sistemas y aparatos especialmente diseñados para practicar la suspensión bondage acostumbran a utilizar un tipo de puños que se han diseñado específicamente para garantizar hasta cierto punto la comodidad de quien está colgando en el aire.

La suspensión bondage no sólo agrega un nivel de emoción para uno o para los dos miembros de la pareja, sino que proporciona al socio dominante más control sobre un sumiso cuya movilidad ha quedado completamente restringida. La suspensión bondage aumenta la vulnerabilidad y debilidad del sumiso. Esa vulnerabilidad debe excluir, en todo momento, la posibilidad de que el sumiso pueda sufrir daño alguno cuando se encuentra suspendido. Para ello, es imprescindible asegurarse de que el equipo de suspensión bondage esté convenientemente instalado y que sus anclajes funcionan correctamente.

Para reforzar la seguridad del sumiso es importante también utilizar un tipo de cuerda adecuado (algodón o cáñamo serían buenas opciones) y repartir el peso del cuerpo de una manera equilibrada, sobre todo cuando la suspensión es una suspensión horizontal.

Uno de los condicionantes que imponen los aparatos de suspensión bondage es el de disponer de un cuarto de juegos que permita la implantación en el techo de una plancha de suspensión en el centro del mismo. Otro de los condicionantes que impone esta práctica es la necesidad absoluta de que exista un consenso entre la parte dominante y la sumisa. El grado de compromiso debe ser extremo. Y extrema debe ser, también, la planificación de la escena. Una escena de suspensión bondage no debería improvisarse. La improvisación, en una práctica de este tipo, sólo puede acarrear riesgos. Y los riesgos es algo que debe minimizarse al máximo en las prácticas BDSM en general y en la suspensión bondage en particular.

Clubs bondage

Si deseas practicar con este tipo de aparato es muy probable que no puedas hacerlo en tu domicilio. Quizás debas recurrir a un club o estudio en el que puedan realizarse estas prácticas. Uno de los beneficios que plantean estos clubs, aparte de la seguridad de sus equipos, es la de que te permite experimentar. Es decir: quizás tienes curiosidad por experimentar una de estas prácticas y no sabes si te gustará repetirla o si, en caso de hacerlo, lo harás sólo de manera ocasional. Dicha circunstancia hace que no te resulte rentable invertir en la compra de uno de estos aparatos destinados a la suspensión bondage. La posibilidad de poder alquilar uno de estos espacios especializados se presenta, entonces, como una opción muy interesante para tus deseos de experimentación.

La suspensión bondage puede tener una gran variedad de formas diferentes. Las posiciones que pueden adoptarse durante la suspensión bondage pueden ser muy variadas. La suspensión puede ser parcial o total y, dentro de éstas, se puede suspender al sumiso cabeza abajo, en posición horizontal (boca arriba o boca abajo) o en posición vertical (el sumiso permanece de pie). Ninguna de estas posturas debe ser mantenida durante mucho tiempo. En el caso de la suspensión bondage cabeza abajo, ese tiempo debe ser todavía menor. Como puede imaginarse, esta postura es especialmente incómoda y puede presentar mayores riesgos para la salud. No es bueno que, durante un tiempo prolongado, la sangre se precipite a la cabeza.

En cualquiera de estas posturas es importante contar con unas buenas muñequeras o tobilleras especialmente diseñadas para el juego bondage o BDSM. No debe colgarse a la persona por las muñecas
utilizando sogas o esposas. Si se hiciera así, el riesgo de lesionar las articulaciones de las muñecas sería demasiado elevado. No hay que escatimar en seguridad. Piensa que las industrias del juguete erótico están especializadas en la fabricación de este tipo de complementos y son esos complementos los que te van a dar la seguridad que necesitas para tus prácticas BDSM.

A la suspensión bondage puedes incorporar también otro tipo de instrumentos que te sirvan para ambientar la escena. Máscaras de látex, palas de spanking, flagelos, látigos o vendas para los ojos pueden ser algunos de esos instrumentos que puedan hacer de tu práctica de suspensión bondage una experiencia única.


suspension
Etiquetas:

Dejar una respuesta