Sexhop Online

Consejos para adentrarse en el BDSM

Puede ser que, de golpe y porrazo, bien sea porque alguien te ha animado a ello, bien porque has visto alguna película que te ha metido el gusanillo en el cuerpo, estás interesado en iniciarte en algún tipo de práctica BDSM. Si te encuentras en dicha situación, si has fantaseado con la posibilidad de participar en algún juego BDSM, el primer consejo que tenemos que darte es el de no precipitarte. Los impulsos son impulsos, y no está del todo mal dejarse llevar, de tanto en tanto, por ellos (¿no crees que la vida puede resultar demasiado aburrida si no se abre una puerta a la improvisación?), pero hay situaciones en las que hay que tener un cierto control para evitar problemas.

Iniciarse en el BDSM requiere una seria reflexión. Disponer de información es fundamental para avanzar gradualmente hacia esa experiencia. Ver películas (documentales o de ficción), leer reportajes, novelas y cuentos y empaparse de todo tipo de información que se pueda encontrar en la web sobre el BDSM y sus prácticas más habituales es muy importante para poder realizar algo que es capital: ir descubriendo lo que gusta o no, lo que atrae o no, lo que se rechaza de una manera completa. Gracias a esa tarea de información podrás realizar un primer mapa de situación en el que se recogiera no sólo el rol que estarías dispuestos a asumir sino la situación exacta de tus límites.

El BDSM es fundamentalmente un proceso de autoaprendizaje. Gracias a las prácticas BDSM podemos saber mucho más cómo somos, qué nos estimula y cómo reaccionamos ante los diferentes estímulos físicos y psicológicos. Para descubrir eso es necesario contar con la ayuda de segundas o terceras personas. No existiendo escuelas de BDSM, lo más habitual es que todo aquél que quiera iniciarse en el BDSM recurra a grupos o a personas experimentadas que se ofrecen y disfrutan ayudando a los novatos a probar su propia experiencia BDSM. Los chats, comunidades virtuales, grupos y chats son un medio idóneo para conocer a estos grupos con los que aquellos que desean iniciarse en el BDSM pueden experimentar por vez primera.

Si deseas iniciarte en el BDSM contacta con alguno de estos foros. Entra en ellos utilizando un pseudónimo o nickname. Una vez en estos foros o una vez en contacto con alguna comunidad BDSM, pregunta, asiste a charlas virtuales, habla y pregunta con aquellas personas que, por lo que sean, te den más confianza. Cuando esta confianza haya aumentado, intenta interactuar con otras personas. El modo en que se produzca dicha interacción determinará el que des el paso de adentrarte o no en el universo BDSM.

En estas charlas es importante no crear falsas expectativas a nadie y ser absolutamente sincero sobre lo que se espera, lo que se desea y lo que se está dispuesto a dar.

Cómo evitar problemas al iniciarse en el BDSM

Si no posees experiencia en el mundo de los chats o de las relaciones por internet debes tener en cuenta varios consejos que pueden ayudarte a evitar una situación desagradable:

  • Desconfía de las personas que tengan prisa por contactar físicamente contigo para tener una experiencia BDSM.
  • Desconfía de quien se muestra poco respetuoso con las opiniones de los demás.
  • Desconfía de aquellas personas que parecen vivir alejadas de la realidad, inmersas en la intensidad de su propia fantasía.
  • No des tu número de teléfono de buenas a primeras y mucho menos si la otra persona no te da el suyo.
  • Rechaza por principio las citas a ciegas. Si tienes una primera cita, lo mejor es que tenga lugar en un lugar público y concurrido. La primera toma de contacto no tiene por qué ser para realizar, de buenas a primeras, una sesión BDSM.
  • No des pasos que no desees dar. No vayas en caso alguno más allá del límite que te has marcado como infranqueable en ese acercamiento progresivo al universo BDSM.

Teniendo en cuenta todas estas prevenciones, y si al final te decides a dar el paso de convertir tus fantasías en realidad, si al final deseas introducirte en el BDSM, intenta hacerlo quedando en algún evento o cena de las que suelen organizar los grupos de internet BDSM.

Otra opción para dar tus primeros pasos en el BDSM es contactar con clubs y locales especializados en los que se celebren fiestas, tertulias o cualquier tipo de actividad BDSM. Si preguntas en los foros seguramente podrás conocer esos locales.

Un buen día para iniciarse en el BDSM o para acercarse más íntimamente a él es el 24 de julio. El 24 de julio es el día internacional del BDSM. Por tal motivo es habitual que en aquellas ciudades en las que existan grupos mínimamente organizados se convoquen eventos en los que, aquellos de vosotros que deseéis introduciros en el BDSM, podáis contactar con otras personas.

Quizás estas personas sean, en una fecha relativamente cercana, las que os permitan introduciros en ese mundo tan apasionante como intrigante que es el del BDSM.


Dejar una respuesta